EL OTOÑO SEGÚN LA MEDICINA CHINA

La orientación Oeste genera la sequedad, la sequedad genera el metal, el metal genera lo picante, lo picante genera el pulmón, el pulmón genera la piel y el pelo…Cuando en el cielo acontece la sequedad, en la tierra se produce el metal, en el cuerpo se producen la piel y el pelo, en la energía se produce el desarrollo, en los órganos se produce el pulmón. Su naturaleza es la frialdad (qīng; o el frescor), su virtud es limpiar, , su color es el blanco, su cambio es el refrenamiento, su animalidad es el acorazamiento [con concha o armadura], su gobierno es la fortaleza, su proclama son la niebla y el rocío, su cambio es el refrenamiento riguroso, su desastre es el marchitamiento, su sabor es lo picante, su voluntad es la tristeza. La tristeza puede lesionar el pulmón, la energía puede vencer a la tristeza.. “(CANON DE MEDICINA INTERNA DEL IMPERADOR AMARILLO).

Este texto antiguo, muy evocador, resume los aspectos fundamentales que para la medicina china están relacionados con el metal, el pulmón y la temporada de otoño. Estamos en la fase en la que después del yang completo del verano, el yin comienza a crecer, el Qi se desplaza hacia adentro y hacia abajo, a medida que la linfa de las plantas se retira de las hojas y ramas para juntarse en las raíces.

Nuestra energía se profundiza para crear reservas que nos servirán durante el invierno. El otoño es también el momento de la conservación de la cosecha con toda la serie de operaciones que se utilizan para elegir, desechar, embalar, secar, salar y así para mantener y preservar los frutos de la tierra para asegurar la supervivencia en los escasos meses de invierno.

El Pulmón y el Intestino Grueso, se ocupan de la limpieza de todo el cuerpo al expulsar las sustancias innecesarias a través de los poros de la piel, la respiración y la emisión de heces. Este trabajo de limpieza continua se reconecta a lo que sucede en otoño cuando las plantas dejan las hojas que ya no son necesarias.

Otra conexión importante es la emocional, donde el Metal está asociado con el disgusto que es el acto de dejar ir la tristeza por las pérdidas sufridas, pero solo dejándolas ir puede continuar, y esto es lo que se hace todos los días a nivel organico el Pulmón.

 

 

ESTIRAMIENTO DE PULMÓN Y INTESTINO GRUESO

A continuación os propongo el estiramiento de los Meridianos de Pulmón e Intestino Grueso que nos viene muy bien en otoño.

Es muy simple de hacer.
Poner las palmas de las manos hacia atrás, con los brazos extendidos y unidas por los pulgares, que están entrecruzados, extender los dedos al máximo. Con esta posición de los brazos, doblar el torso por la cintura, llevando los brazos lo más arriba posible, manteniendo las rodillas sin flexionar aunque no tensas y apoyando el peso del cuerpo sobre la base de los dedos de los pies. Repetir entrecruzando los pulgares del otro lado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *